Manejo y alimentación de vacas

Cuando el detalle devuelve el esfuerzo

Manejo y alimentación de vacas en transición

MV Juan Baeck

Nutrefeed 

juanbaeck@gmail.com

 

El período de transición, tiempo que abarca técnicamente 21 días pre-parto y 21 días post parto, es un periodo crítico en la vida de la vaca lechera, especialmente en aquellas de alto merito genético. Durante el mismo se desarrollan una serie de importantes cambios fisiológicos motorizados principalmente por cambios hormonales y que apuntan a preparar a la vaca para afrontar una elevada producción de leche.

Dado que la vaca lechera se ha ido seleccionando para niveles de producción de leche muy por encima del que tiene el mandato natural de crianza de su ternero, los niveles de estrés metabólico y de demanda de nutrientes han aumentado drásticamente. A tal punto de haberla llevado a transformarse en un animal con demandas antinaturales.

La importante y creciente demanda de nutrientes de una vaca en el inicio de su lactancia debe ser cubierta por un consumo de alimentos que debe crecer lo más rápidamente posible para no alterar el equilibrio metabólico, y de esa manera lograr mayores producciones con menores enfermedades. Esto lamentablemente NO ocurre. El incremento del consumo no alcanza a cubrir la demanda de nutrientes de una producción que crece a alta tasa diaria. Por eso la vaca naturalmente moviliza grasa corporal, esto es parte del motivo por el cual la vaca puede sostener una alta producción de leche a inicios de su lactancia. Pero si esta movilización es exagerada porque el consumo no se recupera rápidamente, nuestra vaca entra en problemas.

Estamos frente a un animal que transita, en su etapa de pre-parto hasta pico de lactancia, por un fino camino de equilibrio en su salud y en su capacidad de cumplir con las metas de producción que su genética le impuso, y que es susceptible de sufrir serios trastornos frente a factores que para una vaca en otra etapa no serían problemáticos.

Objetivos a cumplir en el periodo de transición

  • Maximizar el consumo sin excederse en energía. El animal no debe ganar ni perder peso durante el periodo de seca y pre-parto.
  • Minimizar los problemas relacionados con el metabolismo del calcio y del magnesio al momento del parto. Evitar hipocalcemias clínicas y subclínicas.
  • Mantener altos niveles fibra en rumen que aseguren una buena salud ruminal al momento del cambio a la dieta lactancia, y prevengan torsiones de abomaso.
  • Minimizar las caídas de inmunidad, que suelen ser muy importantes en esta etapa, y desembocan en enfermedades muy costosas para la producción. Es importante el uso de antioxidantes.
  • El objetivo final es maximizar ingresos, minimizar enfermedades y pérdidas de animales, con mayor calidad de vida para todos los integrantes de la empresa lechera.

Vacas sanas y productivas. ¿Cómo lograrlo?

Planificación del manejo de las vacas

  • Evite que sus vacas se sequen gordas. El Escore Corporal (o CC, condición corporal) debe estar alrededor de 3,3 (3-3,5) en vacas y hasta 3,7-3,8 en vaquillonas de 1º parto. La gordura genera muchos trastornos que van a afectar la salud de la vaca en el periparto. Si se secaron gordas NO intente hacerlas perder peso, eso llevará al animal a todos estos problemas que citamos, incluso antes del parto.
  • Identifique al secado las vacas de alto riesgo. Estas vacas corresponden a:
  • animales de 3 o más lactancias (alta producción y con mayor historia de eventos negativos de salud). Generalmente son las de mayor índice de hipocalcemia, cetosis, etc.
  • vacas que se secan gordas, condición que predispone a muchos trastornos periparto.
  • Vacas con antecedentes de hipocalcemia, partos distócicos, o partos ayudados.

3 palabras para recordar

  • Dieta
  • Confort (bajo estrés)
  • Consumo… ¡CONSUMO!!
  • Duración periodo de vaca seca y preparto: el período de seca óptimo es entre 45 y 60 días previos al parto. Siempre es preferible más días que menos, aún cuando se usen sales aniónicas.

Formulación de la dieta

  • La dieta ofertada debe ser equilibrada a las demandas de esta categoría de animales, y debe prepararlos metabólicamente para la gran demanda que le impone el parto e inicio de lactancia. Es importante destinar especial atención a la proteína, energía, fibra (especialmente FDN), minerales menores y vitaminas (cobre, zinc, yodo, manganeso, selenio, vit E). Consulte a su nutricionista. No hacerlo puede ser muy costoso a su bolsillo.
  • Usar la mayor cantidad de ingredientes que usa diariamente en la dieta de vacas en lactancia. Esto va a ayudar mucho en la adaptación a la dieta de post parto.
  • Analice periódicamente los ingredientes que utiliza para sus raciones. Especialmente silos y materiales húmedos, cuyas variaciones en materia seca y en componentes suelen ser más variables.

Así debe verse la dieta

  • Use sales aniónicas si los valores de potasio son elevados y si hay antecedentes de caídas al periparto. Las sales aniónicas favorecen la movilidad del calcio del hueso y esto es fundamental para que pueda liberar a sangre el calcio necesario para cubrir la excreción en calostro y leche y evitar hipocalcemia que son la causa más importante de vacas caídas. Controle el pH urinario para evaluar el efecto de las sales aniónicas.
  • Cuide que los valores de proteína aseguren un buen funcionamiento digestivo y metabólico (proteína bruta 13-14%; proteína metabolizable 1,2 cgs totales/día.) Esto ayudara a prevenir retenciones de placenta, a mejorar la calidad de calostro y a mejorar la inmunidad de la vaca.
  • El uso de secuestrantes de micotoxinas es una buena política. Las micotoxinas (arias de ellas) afectan el hígado, el metabolismo y deprimen la inmunidad, potenciando así los factores de riesgo de muchos de los problemas que se presentan en esta etapa.
  • Cuidar la humedad de la dieta. El mejor consumo se logra con un contenido de materia seca de la dieta cercana al 45%. Esto significa que en dietas de energía controlada ES NECESARIO generalmente agregar agua al mixer. Esto mejora el consumo y evita que los animales selecciones partículas de diferente tamaño. Esto es importante para evitar la selección de heno en el consumo de las vacas.

Observe el escore de bosteo

En el caso de dietas ajustadas en energía, la bosta debe tener un escore de 4 en un 80% y de 3 en un 20% aproximadamente (siendo 1 muy líquida y sin estructura y el 5 tipo boñiga de rastrojo). En caso de ver bostas muy dispares indica que el consumo de los animales es desparejo, hay selección. Y si hay muchas bostas escore 2-3 significa que la dieta es demasiado energética y sus animales estarán en período de riesgo en el peri-parto.

Duración periodo pre-parto: Debe ser de un mínimo de 25-30 días.

Agrupamiento vacas. ¿Uno o dos grupos de vacas secas?

  • Muchas veces hay dificultades en mantener grupos separados, sea por disponibilidad de corrales, por capacidad operativa o por simplicidad logística. No hay ninguna contraindicación en mantener juntas las vacas pre-parto y secas atrasadas, manteniendo una sola dieta para ambos grupos. En caso de que las vacas de pre-parto coman sales aniónicas no hay problema en que lo hagan por un periodo superior a 30 días, en todo caso será un problema de costos.
  • Es importante mantener separada a la vaquillona de 1º parto (antes y después del parto). En esta etapa de pre-parto la competencia y estrés de compartir corral y comedero con vacas adultas puede ser muy nocivo para la salud y la producción futura de las vaquillonas.

Preparación del mixer

Las dietas con alto nivel de fibra (dietas de paja de trigo u otras pajas de cereales) requieren de una buena capacidad operativa (equipamiento) y de una buena capacitación del personal (capacitación). Deben ser implementadas en un planteo de TMR (dieta totalmente mezclada, que incluye heno dentro del mixer), y se debe prestar especial atención a:

  • Equipamiento: para poder incorporar el heno de paja de cereales al mixer se debe contar con la capacidad para cortar o picar el heno a un tamaño de partículas de 3-6 cm (no mayor al ancho de la boca de la vaca).
  • Buena secuencia de carga del mixer: esto es muy importante para un buen mezclado. Atendiendo a la premisa física que lo más liviano sube y lo más pesado baja, la secuencia de carga debe ser:

1º) henos/paja

2º) silos

3º) materiales húmedos (gluten feed, burlanda maíz, otros)

4º) granos/concentrados proteicos

5º) premezclas vitamínico-minerales

6º) agua/líquidos

  • Tiempo de mezclado del mixer: seguir la recomendación del fabricante. En todos los casos NO debería mezclarse más de 6 minutos. Excesos de tiempo de mezclado llevan a desmezclar y a romper la fibra, especialmente si el mixer tiene cuchillas de picado (verticales principalmente), minimizando los efectos beneficiosos de esta estrategia de alimentación.
  • Agregado de agua: es importante, como se dijo, que estas dietas tengan la humedad adecuada. Dada la cantidad de paja de cereales en la mezcla, generalmente es muy importante el agregado de agua. Esta debe ser agregada al final de la mezcla, con el mixer funcionando.

Manejo de la vaca parida

  • La vaca parida se debe incorporar al rodeo de paridas lo más rápido posible luego del parto y posterior al calostrado del ternero. Esto es importante para que comience a comer la dieta de post-parto y minimice así los trastornos metabólicos.
  • Controlar el desprendimiento de placenta. Si no se produjo luego de 12-24 hs, se considerará un caso de retención de placenta. Aplique el tratamiento indicado por su veterinario para retención de placenta, pero NUNCA traccione de la misma para intentar extraerla. Esto provoca lesiones que comprometen el futuro reproductivo de su vaca.
  • Controle la salud de la ubre al parto.
  • Mantener las vacas recién paridas (etapa calostro) en corrales limpios, secos, con buen espacio de comedero y sombra.
  • Aquí también es importante mantener separadas vacas y vaquillonas. En caso de que esto no sea posible, asegurarse un muy buen espacio de corral para que las vaquillonas puedan segregarse sin problema, buen espacio de comederos (1,5 mts) y si los comederos son móviles separar en lo posible dentro del corral los comederos para que las vaquillonas puedan segregarse mejor y que el efecto de la competencia se minimice.
  • En esta etapa es clave recuperar consumo rápidamente y minimizar el estrés. Todo lo que lleve a deprimir el consumo es generador de serios trastornos.

Costos de los trastornos de la transición

Los trastornos generados en el período son extremadamente costosos para la empresa tambera. La manera como impactan en el resultado económico del tambo es variada:

  • Menor ingreso inmediato de leche (mortandad y disminución de producción de leche de animales afectados)
  • Menor ingreso mediato de leche por menor eficiencia reproductiva (menor fertilidad con alargue del intervalo entre partos)
  • Incremento de los gastos sanitarios y profesionales por tratamientos
  • Mayores costos de mano de obra.
  • Mayores pérdidas de animales por mortandad.
  • Incremento de pérdida de animales por refugos prematuros en la lactancia y por refugos totales.
  • Compromete el crecimiento del rodeo por mayor reposición, poniendo en riesgo la viabilidad futura de la empresa.

El cuadro cuantifica el índice de prevalencia de cada trastorno y lo valora por las pérdidas que genera cada evento, medido en lts. de leche por animal, en una situación inicial y en una situación comparativa luego de mejorar sus prácticas.

Conclusiones

  • La implementación de buenas prácticas de manejo, alimentación y confort en el periodo de transición (pre-y post parto) pueden generar ingresos marginales equivalentes a 1-2 meses más de leche ingresada al establecimiento, permitiendo también crecer a nuestros rodeos a una tasa que asegure su rentabilidad y viabilidad futura.
  • Cualquier esfuerzo que se realice en esta etapa (instalaciones, capacitaciones, tratamientos preventivos, suplementaciones adicionales, u otras, tendrán un costo-beneficio muy positivo.
  • Ahorrar en esta etapa, no cubriendo requerimientos y condiciones adecuadas para los animales, tendrá efectos muy negativos en los resultados de la empresa y en la calidad de vida de su gente.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × uno =