Trenque Lauquen

Las pérdidas por mastitis subclínica son de 2,8 lts/VO/día

“Mastitis, un problema que crece con la intensificación”

El expositor Dr. Federico Puricelli aseguró que “la mastitis es una enfermedad que ha crecido con la intensificación del sistema de producción”

En la localidad bonaerense de Trenque Lauquen, el día 24 de octubre la empresa Mastellone Hnos., La Serenísima, concretó una nueva reunión técnica para productores, operarios de tambo y profesionales asesores. La misma se desarrolló en el marco de su Plan Más Leche, con el aporte técnico de Producir XXI como parte del Programa Mejoras con Seguimiento. El disertante fue el Méd. Vet. Federico Puricelli, asesor privado que trabaja en la zona.

El especialista indicó que, si bien es sabido que la mastitis es la enfermedad más costosa de la producción lechera, es importante cuantificar las pérdidas que produce. “En un estudio publicado en los últimos años por investigadores de la universidad Nacional de Rio Cuarto, se estimó que las pérdidas por mastitis subclínica son de 2,8 litros por vaca en ordeño por día, y las originadas por las mastitis clínicas son de 0,12 litros por vaca ordeño por día”, agregó.

Las mastitis en su gran mayoría son producidas por bacterias y según el origen de esas bacterias, pueden clasificarse en mastitis de tipo contagioso (el contagio principalmente se produce durante el ordeño) y las de tipo ambiental (donde el contagio se produce entre ordeños), es decir cuando las vacas están afuera ya sea en la parcela o bien en los encierres temporarios y/o permanentes.

“El encierre temporario o permanente de las vacas en producción tuvo sus frutos en cuanto a que se obtuvo mayor cantidad de leche por hectárea, pero no tuvo en cuenta que el ambiente iba a ser desfavorable, por la gran cantidad de bacterias disponibles capaces de producir mastitis”, afirmó Puricelli.

A continuación, recordó el Plan de los 5 puntos para el control de Mastitis:

1-Desinfección de pezones antes y después del ordeño, con productos de reconocida calidad.

2-Buen mantenimiento de la máquina de ordeñar, con personal idóneo y que siga normas establecidas.

3-Secado terapéutico, es decir el tratamiento de todos los cuartos con antibióticos al momento del secado

4-Tratamiento de casos clínicos, de forma rápida y adecuada de todos los casos.

5-Descarte de las repetidoras, es decir aquellas vacas con mastitis crónica.

Parte de los participantes en Trenque Lauquen, Buenos Aires.

En cuanto al manejo del ambiente, realizó una serie de recomendaciones:

  • Buenos corrales de encierre para vacas en producción y vacas preparto, amplios que ofrezcan entre 40 y 55 m2 por vaca con una pendiente importante y con mantenimiento diario.
  • Corrales alternativos para la época de lluvias que nos permitan mover las vacas a lugares limpios.
  • Sombras de verano, que deben estar acorde a la cantidad de animales que tenemos en el rodeo, permitir una muy buena circulación de aire y además con una orientación norte-sur de manera que el sol de todo el día pueda secar los diferentes sectores.
  • Callejones, entradas, salidas y aguadas bien dimensionadas y con un mantenimiento permanente.
  • Corte y pelado de la cola para evitar llevar suciedad a la ubre.

El “Programa Mejoras con Seguimiento” busca contribuir a impulsar el crecimiento de los tambos mediante un Plan de Mejoras con evaluación económica para cada establecimiento y un sistema de seguimiento de la implementación de ese plan, descubriendo aciertos, para potenciarlos, y errores, para corregirlos. Entre las actividades que se desarrollan en el marco del Programa se encuentran las reuniones técnicas, las reuniones a campo y las visitas individuales de los técnicos del Plan Más Leche a los tambos.

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *